Comisión Defensora Ciudadana y Transparencia

Documentos

Formulario de Contacto

Defensoría Ciudadana de San Antonio

Defensoría Ciudadana de San Antonio
  • Por: Juan Andrés Pinto, abogado.
  • |
  • Defensoría Ciudadana de San Antonio.
  • |

“Creemos en la sincera necesidad de promover la instalación de Defensorías Ciudadanas en los diversos municipios de Chile, pues estamos convencidos que este es un camino sin retorno en el que las personas se convierten, a través del municipio, en artífices de la defensa de sus propios derechos”, dice Juan Andrés Pinto, encargadi de la Defensoría Ciudadana de San Antonio.

Uno de los problemas fundamentales existente en nuestras comunidades radica en la percepción -y por tanto, reconocimiento- de la vulneración de sus derechos. Esto, sumado a la falta de vinculación con los servicios públicos, expone a la ciudadanía a la soledad, exclusión e indefensión. Se torna entonces necesario responder al desafío de garantizar los derechos humanos desde el espacio político-administrativo más cercano a la ciudadanía: la comuna. En efecto, las defensorías comunales son entidades que vienen a revitalizar la institucionalidad en materia de promoción de derechos, acceso a la justicia y participación ciudadana.

Pero no debemos detenernos en la definición restrictiva de Defensoría como un mero intermediador de conflictos de la ciudadanía ante el deficiente funcionamiento de los servicios/empresas públicas, sino que postulamos que las Defensorías deben propender al desarrollo de una sociedad más democrática e inclusiva, en la que los derechos se promuevan ampliamente, generando mejoras en el acceso a la justicia, que permitan un desarrollo integral de la sociedad, considerando a las personas como sujetos de derechos.

La existencia de las Defensorías Ciudadanas se hace especialmente necesaria en los municipios, pues por mandato legal éstas deben velar por el progreso económico, social y cultural de sus habitantes, siendo facilitadores del desarrollo local. Sin embargo, para que esto suceda debe haber voluntad política (dimensión política) para garantizar la creación de instituciones independientes en la defensa y promoción de los derechos, respondiendo a la necesidad que tiene la ciudadanía de que sus gobernantes ejerzan una labor con accountability.

La Municipalidad de San Antonio ha avanzado en fortalecer los derechos de las personas. Desde el año 2006, bajo la gestión del alcalde Omar Vera se implementó el Programa Presupuesto Participativo, siendo la primera comuna de la Región de Valparaíso en abrir espacios reales de participación directa para la ciudadanía. La descentralización del poder en la toma de decisiones presupuestarias, para el desarrollo de la comunidad y el ejercicio de la democracia participativa, fueron nuevos desafíos para la construcción de ciudadanía y el ejercicio de los derechos.

El férreo compromiso con los vecinos y vecinas y la profunda convicción de propiciar la defensa de los derechos humanos en el territorio local, llevó al alcalde Vera a tomar la decisión de crear la Defensoría Ciudadana de San Antonio, en 2010, siendo la primera Defensoría Ciudadana en la región y la cuarta a nivel nacional. Este proceso comenzó en 2008, cuando la organización no gubernamental Forja y el Capítulo Chileno del Ombudsman nos invitaron a pensar en una defensoría ciudadana comunal. La creación de un órgano que promoviera y protegiera los derechos de las personas, fue un paso necesario y evidente. En casi 9 meses de funcionamiento hemos recibido más de 400 casos, con una cobertura total de 1.500 personas, quienes han sido capacitadas, informadas, orientadas y cuyos conflictos con servicios y/o empresas públicas han sido gestionados exitosamente, logrando soluciones extrajudiciales.

Creemos en la sincera necesidad de promover la instalación de Defensorías Ciudadanas en los diversos municipios de Chile, pues estamos convencidos que este es un camino sin retorno en el que las personas se convierten, a través del municipio, en artífices de la defensa de sus propios derechos; que éstos deben ser exigidos, promovidos y respetados, y que esta es la base que podría dar sustento y mayor apoyo al sueño de un Ombudsman a nivel nacional, a partir de sus hermanos pequeños: las Defensorías Ciudadanas en las diversas comunas.

San Antonio registra con orgullo un nuevo hito de democracia y ciudadanía. Estamos confiados en que la promoción, protección y vigilancia de los derechos de nuestros vecinos y vecinas fortalecerá la cohesión social y seguirá promoviendo la activa participación de nuestra comunidad. Aspiramos a una ciudadanía que incorpore como suyos los derechos políticos, civiles, sociales, económicos y culturales, pues esto pone como discusión central el tipo de Estado que queremos y por tanto el tipo de instituciones que se requieren para ampliar, consagrar y garantizar esos derechos con equidad social.

La Defensoría Ciudadana de San Antonio amplía y profundiza la calidad de la democracia en nuestra comuna. Sin embargo, no queremos ser los únicos, sino que más chilenos y chilenas puedan acceder a conocer, resguardar y promover sus derechos para un mejor funcionamiento del Estado, creando una cultura democrática con instituciones públicas locales participativas -no coercitivas- que construyan ciudadanía. Ese es el Chile que queremos.